Conoce las cinco calles más bonitas de la CDMX, según los arquitectos

La Ciudad de México cuenta con espacios privilegiados gracias a su historia y su arquitectura. Las construcciones antiguas de influencia europea se conservan con el paso del tiempo como un testimonio de las diferentes épocas y estilos artísticos que dejaron su huella en la capital. Estas son las 5 calles más bonitas de la CDMX, según los arquitectos.

Siempre es agradable dar un paseo por las diferentes avenidas de la ciudad. Sus calles, callejones y otros rincones están llenos de cultura y siempre nos dan algo nuevo que aprender. Tenemos museos memorables, monumentos icónicos y construcciones que son un muestrario de las diferentes tendencias arquitectónicas que han adornado a la capital.

Desde el barroco de sus primeros templos, el neoclásico, el Art Nouveau, el Art Déco, el funcionalismo o hasta la arquitectura vanguardista del presente que sigue siendo innovadora. Los estilos dejan su marca y las calles de la ciudad se ven hermosas todos los días. La “Ciudad de los Palacios” es un gran museo que no nos vamos a cansar de recorrer.

Las 5 calles más bonitas de la CDMX

Francisco Sosa, Alcaldía Coyoacán

Esta calle tranquila y de aires coloniales es la más antigua del rumbo de Coyoacán. Primero fue conocida como la Calle Real en el siglo XVI y se encargaba de conectar este barrio con la zona de San Ángel. Hoy conserva sus aires clásicos y un paseo por ella es como un viaje al pasado. Hoy Francisco Sosa va desde Av. Universidad hasta Tres Cruces, donde están los famosos arcos de la Plaza Hidalgo en el centro de Coyoacán.

Con el paso del tiempo también fue llamada Santa Catarina o Avenida Benito Juárez. Para los años 50 del siglo pasado se le llamó con el nombre del historiador, periodista y poeta que habitó en el número 38 de la misma calle y que se reunía con otros historiadores, artistas e intelectuales a finales del siglo XIX. Hoy está empedrada y en ella encontramos lugares de gran interés como el Templo de San Antonio Panzacola, la Fonoteca Nacional, la Casa Jesús Reyes Heroles, el Instituto Italiano de Cultura o la famosa cafetería La Mano Jardín.

Francisco I. Madero, Centro Histórico

La actual calle de Madero es de las más famosas que podemos encontrar en la capital mexicana. Antes llegó a ser conocida como la Calle de la Profesa, la 1a y 2a de San Francisco y Paseo de Plateros en sus diferentes secciones. El Ejército Trigarante entró victorioso a la ciudad por ella en 1821. Por esta calle circulaba el tranvía, hasta que el ayuntamiento prohibió su circulación debido a su importancia.

El nombre de Francisco I. Madero le fue otorgado por Francisco Villa en diciembre de 1914. A partir de 2010, para los festejos del Bicentenario de la Independencia de México, esta calle se convirtió en un corredor peatonal. Es un lugar excelente para dar una caminata por el Centro Histórico. En ella encontramos construcciones históricas de todo tipo, desde los templos de San Francisco y La Profesa o el Museo del Estanquillo, hasta la Torre Latinoamericana.

Álvaro Obregón, Alcaldía Cuauhtémoc

Es la avenida central y la más bonita de la Colonia Roma. Está limitada por el Parque España y el Jardín Pushkin en sus extremos. Tiene un camellón muy amplio con fuentes inspiradas en las mitologías griega y romana. Es ideal para dar un paseo o sentarse a descansar en alguna de sus bancas. De noche, sus edificios clásicos se iluminan gracias a los muchos restaurantes y cafeterías que podemos encontrar en ella. Está rodeada de construcciones antiguas y casas porfirianas y no le faltan los grandes árboles.

De vez en cuando, se organizan eventos culturales y bazares en su camellón. Su primer nombre fue Avenida Jalisco, cuando fue construida a principios del siglo XX, aunque ya era uno de las vialidades principales de la ciudad en el siglo XVIII, en los tiempos de la Condesa de Miravalle. Entonces se le conocía como “Camino particular a la Hacienda de La Condesa”. Después del asesinato de Álvaro Obregón en 1928, el boulevard fue bautizado en su honor.

Génova, Alcaldía Cuauhtémoc

Es la arteria principal de la Zona Rosa, que se originó junto con la Colonia Juárez cuando era conocida como la Colonia Americana y era el lugar ideal para construir grandes mansiones porfirianas que imitaban el tipo de vida europeo. Con el tiempo la famosa Zona Rosa se convirtió en un lugar para el entretenimiento, el comercio y el turismo, con bares, restaurantes, boutiques y centros nocturnos.

Por Génova se paseaban intelectuales y artistas como Carlos Fuentes, Mathias Goeritz o José Emilio Pacheco. La Zona Rosa tuvo su época de oro como centro cultural en los años 60 y 70. Hoy esta calle sigue como una de las más agradables con sus esculturas y grandes jardineras. Conecta el Paseo de la Reforma con la Glorieta de Insurgentes y es otro paseo peatonal de la CDMX.

Paseo de la Reforma, Alcaldía Cuauhtémoc

No hay duda de que Paseo de la Reforma es una de las avenidas más emblemáticas (o la más emblemática) de la capital mexicana y de todo el país. En ella tenemos al célebre Ángel de la Independencia, el monumento a Cuauhtémoc, la Diana Cazadora, la Glorieta de las mujeres que luchan y la controvertida Estela de Luz, entre otros. Además, es sede para varias exposiciones artísticas y la vía principal de la ciudad por donde pasan desfiles y manifestaciones.

Se puede decir que el Paseo de la Reforma forma parte de la identidad de todos los capitalinos. Tiene sus orígenes cuando se mandó a construir por Maximiliano para ser el Paseo de la Emperatriz Carlota. Va desde el parque de Chapultepec —donde está poblada de hermosos árboles— hasta Avenida Juárez y Francisco I. Madero, muy cerca del Zócalo Capitalino.

Con información de Sopitas.com

Gracias por leernos, permite que te enviemos un resumen con la mejor información.
¡SUSCRÍBETE! y hagamos juntos la noticia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias Recientes

Selección del editor

Noticias relacionadas

Síguenos en Facebook